Otras noticias
18/08/2017

El Fondo Gallego colaboró con Acnur para asistir a las personas refugiadas en Serbia

El Fondo Gallego de Cooperación y Solidaridad contribuyó con 10.000 euros a combatir la ola de frío siberiano que el pasado invierno afectó a las personas refugiadas en la ruta de los Balcanes. El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) viene de remitir el informe que justifica el destino de tal inversión en la semana en que se conmemora el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria, que cada 19 de agosto rinde tributo a las y a los cooperantes que arriesgan sus vidas ayudando a otros. "La población civil no es un objetivo" es además el lema de este año.

A la cifra dada por la asociación de administraciones locales y provinciales, se suman 1.855 euros aportados la mayores por el Ayuntamiento de Teo, a razón de 10 céntimos por habitante. El total de la cuantía se invirtió en artículos como ropa, mantas y estufas para las y los solicitantes de asilo acogidos en centros serbios, en coordinación con el gobierno del país y con los parceros locales. Allí pasan un promedio de seis meses antes de cruzar la frontera, en precarias condiciones e incluso llegando a soportar temperaturas bajo cero.

No obstante, el Fondo Gallego de Cooperación es consciente de que este tipo de ayudas no son la solución, que debe llegar desde las altas instancias políticas. Así lo exigía hace ya un tiempo con declaraciones institucionales en las que reclamaba sustituir las medidas restrictivas por acciones que atajen las causas del problema, en cuyo centro están los intereses geopolíticos de los países más poderosos, al tiempo que llamaba rechazar los movimientos senófobos.

Según los datos de Acnur, una vez finalizada la situación de emergencia que derivó de la ola de frío, el número de personas refugiadas en Serbia permanece estable y se sitúa en algo más de 7.000, de los cuales el 43% son niñas y niños, el 42% hombres y el 15% mujeres. Se trata principalmente de personas procedentes de Afganistán, Irak, Pakistán y Siria que huyen de los conflictos en sus lugares de origen a la búsqueda de una vida mejor.

El Fondo Gallego de Cooperación

El Fondo Gallego de Cooperación y Solidaridad está integrado por 90 ayuntamientos y las diputaciones de Pontevedra, A Coruña y Lugo, que concentran a través de esta red sus esfuerzos en el campo de la cooperación al desarrollo. Se garantiza de este modo una gestión profesional y transparente, así como la realización de proyectos con impacto en los países del Sur y la sensibilización de la sociedad gallega a favor de la solidaridad internacional. Desde su fundación en 1997, el Fondo Gallego ha desarrollado más de 150 proyectos en 25 países y promueve numerosas actividades y materiales en relación a los desequilibrios Norte-Sur. Reconocido como agencia municipal de la cooperación gallega, el Fondo Gallego de Cooperación y Solidaridad llega en 2017 a su vigésimo aniversario.